¿Ya vieron sus huellas?

¡Días a la vida! y los días siguen su curso velozmente, ya estamos recibiendo a una nueva cinturita de la semana, vamos con toda la actitud posible a recibir a Don Miércoles, para que nos brinde todo el tiempo que nos trae, y así poder realizar nuestros pendientes.

“Trascender en la vida”, seguramente ya lo hemos escuchado más de una vez, pero, ¿realmente tienen claro lo que ello significa?, por cualquier cosa, vamos repasando la situación; en mi caso identifico dos maneras claves de trascender, la primera es aquella en la que debemos preocuparnos y ocuparnos responsables de nuestras acciones y de lo que hacemos en la vida, para que sea como una herencia que les dejemos a todos los seres queridos que nos rodean, y a todos aquellos que posiblemente no han llegado a encariñarse con nosotros, pero eso sí, bien de lejos ven lo que hacemos en la vida, y lo van adoptando como ejemplo a seguir, ya que nuestros actos y maneras de ver la vida, es un legado que dejaremos y así los que se quedan, puedan continuar en ese camino, cuando nosotros iniciemos el viaje inevitable; luego existe la siguiente forma de trascender y es ir mas lejos de donde creíamos que estaba el límite, en la búsqueda de todo aquello que consideramos nos trae felicidad; cuando vamos persiguiendo nuestros sueños, siempre identificamos un límite, y éste es, aquel punto que consideramos que de ahí no pasaremos; pero cuando nos armamos de confianza en nosotros mismos, energía y toda la actitud, es cuando lo superamos y podemos ver, sentir y experimentar, ese instante cuando estamos cruzando ese supuesto límite y vamos directo al increíble momento de saborear algo más que éxito, orgullo y satisfacción.

El peor obstáculo para trascender es el miedo a fracasar, la falta de seguridad o confianza en sí mismo; y el haber hecho suyas aquellas pendejas expresiones que alguien le lanzó en algún momento, ese despreciable y dañino “vos no podés”; por lo tanto, antes de iniciar su trayecto hacia la trascendencia, limpie todo obstáculo que está pululando por su vida, realice una introspección, para que todo aquello que le haga falta lo adquiera, y así revise cada detalle de afinar y apretar tornillos, para poner en marcha su motor, y así lograr mucho más de lo que se había propuesta e ir dejando huella en la vida, actuando siempre con responsabilidad y valores, para que cuando ya no estemos en éste mundo, todo lo que hayamos dejado en el mismo, alcance ese gran nivel de “trascendencia”.

No olviden, en la vida nada es causalidad, todo es causalidad. ¡Así es la vida!DSCF5968

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s